Monkey Week 2016: Nuestra experiencia gracias a SON Estrella Galicia

¡Buenos días amiguitos de raro propósito!

Como ya os habréis dado cuenta a través de nuestras redes sociales, este año no nos hemos perdido el Monkey Week y la verdad, ha sido una gran experiencia gracias a la invitación de SON Estrella Galicia. La verdad es que tras la transformación de festival gaditano a festival sevillano, no sabíamos muy bien a que nos enfrentábamos pero después de pasar tres días de carreras entre escenarios y tras asistir a más de 50 conciertos (sí, habéis leído bien), podemos asegurar que el Monkey Week 2016 ha superado todas nuestras expectativas, además de haber aumentado las cifras de pasadas ediciones.

Según la organización que comenzó algo titubeante pero que demostró en seguida estar a la altura, por los 18 espacios escénicos han pasado más de 8.000 personas en sus dos jornadas principales; se han acreditado 614 profesionales; y han actuado 163 bandas y 543 músicos en los 236 conciertos y showcases. Pero en el Monkey Week no todo son conciertos, este año han tenido lugar 35 actividades destinadas a profesionales: conferencias, talleres, mesas redondas, sesiones de networking y han asistido más de 30 delegados internacionales procedentes de países tales como México, EE.UU., Chile, Australia, Reino Unido, Portugal, Suecia, Bélgica, Rusia, Corea del Sur, Serbia, Austria, Alemania y China.

Fotografía de José Baez

Fotografía de José Baez

Pero tranquilos, que no vamos a estar hablando toda la crónica de números, con estas cifras solo pretendemos que os deis cuenta de que ha sido una edición de infarto. Hablemos de música. El problema que se me plantea al plantear nuestra experiencia en el festival es el mismo que se nos planteó al encarar los horarios ¿cómo hablar de tantos conciertos sin que la historia quede más larga que la Biblia? Pensad que hay momentos en los que tocan simultáneamente siete bandas… un auténtico delirio. Así que hemos decidido encarar la crónica de una forma diferente a la habitual, al fin de cuentas, el Monkey Week tampoco es un festival normal. Lo que vamos a hacer es contar todo lo que ha hecho a esta edición especial y después hacer un repaso sobre los conciertos que más nos han marcado.


Los escenarios

El Monkey Week, aunque cambiando de ciudad, quiso ser fiel a su formato de festival urbano y situó dos escenarios gratuitos en plena Alameda de Hércules. En la parte norte, el Escenario Ron Contrabando que registró la mayor afluencia de público durante las dos jornadas principales del festival (viernes y sábado). En la zona sur, uno de los escenarios más peculiares y adictivos de esta edición, la pista de coches de choque. De este espacio destacamos las actuaciones del magnífico Pájaro en la jornada del sábado, quien cumplió de sobra con las expectativas y se presentó encantado de estar en los coches locos, y en la Alameda. Una pista a rebosar que se lo estaba pasando igual, o mejor, que el guitarrista de Silvio. Tan bien se lo pasó Pájaro que se excedió 10 minutos en su tiempo, pidiendo perdón al resto de grupos, y agradeciendo enormemente a la persona encargada de ponerlo a tocar en una pista de coches locos.

pajaro

Por supuesto, no podemos obviar el Escenario Arnette situado en el mismo recinto que albergaba la Zona Profesional, las Jornadas Profesionales Ticketea Monkey Brain y el Mercado Profesional Ikea Monkey Market. Un escenario erigido a la sombra de la Torre de Don Fadrique en el Espacio Santa Clara, que resultó ser un espacio maravilloso, con un sonido excepcional y muchos conciertos que se quedarán grabados en nuestras retinas bien por gustarnos como Noise Box, Pianet o Gente Mayor; bien por ser el momento en el que descubrimos a las bandas como nos pasó con Bosco o Alien Tango. También hay que destacar dos escenarios muy singulares como La Torre Encendida de Radiópolis y el Escenario Jägermeister. Este último ubicado en un parking subterráneo y que resultó estar a la altura de los exteriores, en cuanto a sonido, como pudimos presenciar en los grandes conciertos de Trèpat y Los Bengala. Por último, destacar dos espacios inolvidables y con una acústica maravillosa como el Teatro Central y el Teatro Alameda donde disfrutamos de grandes nombres como Melange, Ariadna Castellanos y Soleá Morente.


Los showcases de Estrella Galicia

A nuestra llegada a Sevilla creíamos que teníamos la ruta por los diferentes escenarios perfecta. Todo era perfecto, éramos felices y entonces volvió la ansiedad. SON Estrella Galicia había preparado unos conciertos especiales, en formato showcase, con una selección de las mejores bandas de la edición junto a su stand stand ubicado en el patio central del Espacio Santa Clara y claro ¡nuestra ruta se fue al traste! 🙂

Allí disfrutamos el viernes de la actuación de Aries, el proyecto de Isabel F. Reviriego. Le seguiría la primera de las actuaciones de Apartamentos Acalpulco. Por la tarde, el patio del espacio Santa Clara se convirtió en un sitio más bonito todavía si cabe gracias a la música de Pianet.

pianet monkey

El sábado llegábamos a punto para alucinar con la presencia escénica de Soledad Vélez. La chilena se subió sola al escenario y nos encandiló a todos pasando del dream-folk y el post-punk sin despeinarse. Esta mujer emana magnetismo ¡una gozada!. A continuación, desde Cádiz llegaba el dúo Holögrama para hacernos mover las cabecitas al ritmo que nos marcaban.

holograma monkey

Pero no os penséis que esto fue todo. Para ayudarnos a descubrir nuevas propuestas idearon una fórmula perfecta que llamaron Minishowcases Monkey Week. Durante las jornadas del viernes y el sábado, por aquí pasaron más de 20 bandas que contaron contarán con sólo tres minutos para demostrar de lo que son capaces. Aquí disfrutamos de la dulzura de Pavvla; la energía de Kings of The Beach, apuntad este nombre y escuchad ‘Juamanji’; la delicadeza de Izaki Gardenak; la simpatía de Aloha Bennets; ese torbellino hecho persona que es King Cayman, en solitario y más tarde con su banda Faux; y, por último, la psicodelia de Holy Bouncer. ¡Maravilloso!


Nuestros 5 descubrimientos

Como habréis leído en muchas ocasiones el Monkey Week es ese festival hecho para y por los músicos. Ese sitio donde podréis escuchar antes que nadie a las bandas que en el futuro serán conocidas por todos y donde descubrir nuevas promesas. Podríamos destacaros varios conciertos, pero lo vamos a dejar en cinco especiales por el hecho de que o no conocíamos a las bandas o porque no los habíamos visto en directo hasta entonces.

Para hablaros de King Cayman primero vamos a pedir disculpas porque sentimos muchísimo no haberos hablado de este artista antes. Lo que pudimos ver de este hombre en el mini showcase de SON estrella Galicia nos pareció una salvajada, pero lo que se vivió en la jornada del viernes en el escenario subterráneo de Jägermeister fue algo parecido a una bofetada de ruido del bueno, una puñalada de afilada distorsión, en definitiva… ¡una puta maravilla! Los amiguis de El Ukelele ya nos habían avisado que íbamos a presenciar el concierto de la mejor monobanda del momento, solo nos queda añadir una cosa ¡amén compañeros!

Lo curioso de este Monkey Week es que no solo hemos descubierto a King Cayman en solitario, es que resulta que el muchacho tiene una banda que se llama Faux y que nos flipó en la fiesta pre-festival que organizó la sala X el miércoles por la noche. Aunque volverían a tocar en el marco del festival en un mini showcase de SON estrella Galicia y en Ítaca en la jornada del sábado. Faux son Daniel Gómez, Nicolás Yubero y Marcos Fairweather. Un trío de rock crudo con aires noventeros, gotas grunge e impronta del hard-rock setentero y que en directo se presentan como un torbellino sonoro a golpe de riffs salvajes, baterías incansables y voces llamativas que en ocasiones acaban siendo gritos enloquecidos. ¡Seguimos en shock y deseando que editen material!

faux monkey

Cuando llegamos a Sevilla habíamos oído hablar de Alien Tango, sabíamos que se proclamaron vencedores del TalentoSOS Murcia pero poco más. A pesar de este desconocimiento y empujadas por nuestros amigos murcianos, el sábado nos dispusimos a disfrutar de la que nos habían definido como “curiosa propuesta” en el Escenario Arnette. Lo que nos encontramos fue a un cuarteto vestido de superhéroes y que tomando como referente el sonido de la nueva psicodelia, se dedicaron a rescatarnos, hacernos flipar y conseguir que olvidáramos el cansancio acumulado de llevar tres días corriendo entre escenarios. Su actitud escénica es sobresaliente y si todavía no habéis tenido posibilidad de descubrirlos debéis saber que son unos de los primeros confirmados del Festival Tomavistas de Madrid, así, como dato 😉

Algo parecido a lo de Alien Tango nos pasó también con los gallegos Kings of the beach. Desde su agencia nos habían enviado varias notas de prensa, pero no os vamos a engañar no podemos escuchar todas las bandas que nos llegan al correo inmediatamente porque no hay tiempo material en la semana. La cosa es que cuando se subieron al escenario de SON estrella Galicia y gritaron el primer ‘Jumanji’ los ojos se nos abrieron de par en par ¿en serio eso tres chicos eran capaces de liarla de esa forma? Garaje enérgico sin complejos del que en breve os hablaremos en profundidad porque su primer EP, Bat Pussy, bien se merece una entrada en nuestra sección de emergentes.

kotb monkey

Lo acojonante de que un festival acabe por todo lo alto es que cuando estás agotada después de darlo todo en los conciertos de Perro y Futuro Terror, llegan unos bestias desde Bélgica y te ves obligada a echar el resto. Eso fue lo que nos pasó con It It Anita y su noise rock con reminiscencias noventeras, cuando el concierto arrancó nos vimos envueltas en una vorágine de  locura difícil de explicar con palabras, creo que solo entenderíais la que se montó en la Sala X si nos hubiéramos hecho una foto de los moretones de nuestros brazos ¡Maravilloso!


Los conciertos más especiales

Dicen los granadinos en una de sus canciones que el amor está en la tierra, lo que se olvidaron de decir es que en Sevilla se encontraría bajo ella, concretamente en el espectacular espacio subterráneo que prepararon los amigos de Jägermeister en un parking random de la ciudad andaluza. El espacio resultó ser perfecto para que una de las “Joyitas del Monkey Week” que os habíamos destacado previamente y que brilló en su oscuridad, desatando un frenesí colectivo causado por su sonido, puesta en escena y sensualidad.

img_4660

Nuestras chicas favoritas tuvieron la oportunidad de tocar en esta edición del Monkey Week en dos ocasiones, la primera gratuita en el escenario Contrabando y la segunda en el Escenario Fundación SGAE. Del primero ya os hemos hablado, pero es necesario insistir porque ¡vaya bolazo se marcaron las gallegas! Sí, el escenario era gratuito; sí, estaba al aire libre; pero precisamente por eso hay que comentar que nadie obligaba a las personas que, poco a poco, iban llegando y que acabaron abarrotando la Alameda, a bailar. Está claro que la calidad, fuerza y presencia escénica del quinteto es innegable. Pero no, aunque la magia que desplegaron Agoraphobia en la Alameda fue esplendida, cuando hablamos de especial nos referimos al concierto del Escenario Fundación SGAE. Una sala a modo de teatro que a primera impresión no resultaba el lugar más idóneo para las gallegas, menos todavía si se tiene en cuenta que los responsables de la sala pretendían que el público permaneciera sentado y limitar el sonido de la banda.

Como podéis ver en el vídeo de nuestro amigo Alex (@bisharron), el resultado fue que las gallegas fieles a su filosofía de “nosotras no hacemos acústicos”, bajaron algo los decibelios, sobretodo de la batería, pero espoleadas por el éxito del día anterior defendieron de forma impecable la jugada. Y sí, pretendían que el público estuviera sentado, pero lo que consiguieron es que nos subiéramos a la parte alta de la grada y alejadas de las zonas de paso nos viniéramos arriba y nos pusiéramos a bailar. Estamos seguras de que este no será su mejor concierto, pero que lo recordaremos durante mucho tiempo por todas las circunstancias que lo rodearon seguro. Solo una cosa más ¡Sabela, puta ama!

Por último queremos hablaros del concierto de Apartamentos Acapulco del sábado en la sala Caja Negra porque, aunque se trataba de una sala pequeña, no esperábamos que se llenase hasta la bandera. El resultado fue un ambiente denso, cargado de entrega donde la mezcla de pop, noise, shoegaze y dreampop de los granadinos hizo vibrar cada milímetro y gozar al más despistado. Nos reconocemos adictas.


Nuestros conciertos favoritos

Para acabar os hablaremos de nuestros conciertos favoritos de las tres jornadas del festival, aunque antes tenemos que lamentar la ausencia de White Bats por motivos de salud. No me cabe duda que si no hubieran tenido que cancelar su concierto os estaríamos hablando de ellos como uno de los mejores.

Aunque nos tienen enamoradas y nos traen de cabeza, cuando llegamos al Monkey Week no teníamos intención de ver a nuestros paisanos. Debéis tener en cuenta que en Barcelona tocan bastante y que sus actuaciones en el festival se solapaban con bandas a las que no podemos ver normalmente. Pero el Monkey Week es ese sitio donde nunca sabes lo que va a pasar porque los showcase crecen como las setas y te obligan a reprogramarte toda la agenda ¿qué pasó? Pues que acabamos disfrutando de Cala Vento en tres ocasiones y todas ellas diferentes entre sí.

Nuestra primera oportunidad apareció por sorpresa en la fiesta pre-festival que organizó la sala X el miércoles por la noche. Allí, aunque el ambiente fue inmejorable éramos pocos los que conocíamos a los catalanes, pero había ganas de fiesta y el dúo ofreció un gran concierto y agotaron las totebag blancas 😉 La segunda oportunidad llegó en forma de batalla de bandas de Radio 3, de la que botella de Anís del mono en mano resultaron ganadores y por eso, fueron mecolotonazo apadrinado en el programa Hoy empieza todo la semana pasada. La tercera, última y mejor actuación que disfrutamos tuvo lugar en la Sala Holiday donde Cala Vento simplemente lo reventaron.

img_4778

¿Cuál es la clave de su éxito? Pues, como os adelantamos en la sección “Joyitas del Monkey”, los barceloneses han dado con la receta: canciones certeras y melódicas, letras brillantes e ingeniosas, energía, fuerza y espontaneidad. Cuando ‘Abril’ sonó la sala empezó a vibrar, pero es que con ‘Isabella Cantó’ o ‘Estoy enamorado de ti’ se iniciaron los pogos tornándolo todo difuso y divertido. Fue muy especial gritar a pleno pulmón eso de “a pesar de ti me levanto” y escuchar a nuestro alrededor acento sureños haciendo lo mismo. Los conciertos de Cala Vento son para nosotras pura terapia musical, salimos de allí renovadas.

Otra de las recomendaciones que os habíamos hecho del cartel había sido Pavvla, por ello, en la jornada del sábado nos desplazamos hasta la Sala La Calle para presenciar de primera mano lo bonito que es capaz de hacerlo. Su propuesta tiene una parte íntima, pero también es capaz de alcanzar una sonoridad muy potente gracias a la versatilidad de su voz, a sus jugueteos con la electrónica y a los dos músicos que la acompañan (teclista y batería electrónica).

img_4756

‘Skin’ y ‘Young’, los dos singles que conocíamos de la catalana sonaron magníficos, pero también fue de fantástico disfrutar de los temas de Creatures, ese primer álbum que está a punto de editarse. Eso sí, si hay algo que nos dejó asombradas y nos agradó especialmente fue la versión del ‘Do I Wanna Now?’ de los Arctic Monkeys. Hay versiones, versiones buenas y luego está esta ¡BRAVO!

En algún momento de esta crónica se podría haber cambiado el título y pasar a ser “Nuestro idilio con Miel de moscas”, porque lo nuestro con esta agencia no es ni medio normal. Ya os hemos hablado de los conciertos de Alien Tango, It it Anita y Trèpat, pero es que aún hay más.

En la última noche del festival, abrían la sala X los geniales Perro, quienes se encargaron de hacernos vibrar como si fuera a primera vez que los viéramos. No nos cansaremos nunca de recomendar los directos de los murcianos como tampoco nos aburrimos de pronunciar el grito de guerra “Marlotina hijos de puta”. La cosa se pone difícil cuando hemos de hablar de esta banda sin repetirnos hasta la saciedad o sin parecer locas, pero lo resumiremos en una frase: Si lo que buscáis en un concierto es actitud, versatilidad, ritmo y energía, todo eso bañado en diversión Perro son vuestra banda. Ya lo decía Jordi Huertano (o no), los conciertos de Perro son la mejor medicina para revitalizar cuerpo y mente.

Cuando todavía no habíamos recuperado los líquido perdidos con los murcianos llegaron Futuro Terror y su concierto fue como una hostia en toda la cara. ¡Qué bestias son y qué actitud en el escenario! Sin rodeos y de forma precisa nos fueron ametrallando con las canciones de su segundo trabajo Su nombre real es otro, consiguiendo que la pista se convirtiera en una amasijo de cuerpos que no paraban de saltar. No sabemos si el futuro que nos espera es aterrador o no, pero si se acaba el mundo esperamos que nos pille en un concierto de los levantinos.


Y hasta aquí nuestro paso por el festival sevillano quien puede presumir un año más de haber sido la meca de la música emergente de nuestro país y de tener el récord de agolpar más músicos por metro cuadrado.

¡Larga vida al Monkey Week!
#SomosColectivo

Anuncios

2 Respuestas a “Monkey Week 2016: Nuestra experiencia gracias a SON Estrella Galicia

  1. Pingback: Monkey Weekend 2017 | Colectivo de Raro Propósito·

  2. Pingback: Monkey Week 2017: Conoce hoy las bandas del mañana | Colectivo de Raro Propósito·

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s