Emergentes #68 – Raw Colors

Nuestros nuevos emergentes son Raw Colors, una banda de León (concretamente de Santa María del Páramo) compuesta por Nacho (guitarra y voz), Raúl (guitarra), Arturo (bajo) y Manzi (batería). El pasado mes de febrero se publicaba “Traces” su primer álbum, un disco en el que es fácil reconocer el sonido del rock de los noventa pero en el que hay mucho más que eso. En “Traces” hay mucho trabajo, búsqueda de una identidad y sonido como banda, un reconocimiento a sus influencias más directas y “marcas” de su trayectoria como banda y también de la personal porque, de una forma y otra todo está relacionado.

En 2015 se presentaban por primera vez en directo y poco a poco han ido sumando a su currículum conciertos en salas tanto dentro de su provincia como fuera de ella, así como la participación en festivales como Festival Art Nature de Palencia, el Festival Paramés Rock o el V Festival Mundo Ético. 

Hasta aquí nuestra introducción porque ya sabéis que lo que verdaderamente nos interesa es que sea la propia banda la que nos cuente su historia. Como siempre hacemos en estos casos, les preparamos unas preguntitas y ellos nos contestan para que vosotros tengáis toda la información de primera mano. A partir de ahora es cosa vuestra, pasad y leed.

Antes de nada me gustaría que os presentaseis a nuestros lectores ¿Cómo y cuándo nace Raw Colors?
Raw Colors nace en 2014, en Santa María del Páramo, un pueblo del sur de la provincia de León. El germen de Raw Colors fue un trío de versiones que ejerció como tal durante varios años. Pasada esa etapa, comienza la composición y la búsqueda de sonido e identidad. Entre 2015 y 2016 grabamos lo que hoy es nuestro primer disco, Traces. Mucho antes, unos adolescentes que se juntaban las tardes de instituto para escuchar y tocar música.

Inicialmente erais una banda de versiones hasta que comenzasteis a hacer vuestros propios temas. ¿Cómo tuvo lugar ese cambio y qué ha aportado a la banda esa etapa.
Como ocurre en muchas bandas, todo comienza tocando versiones de tus grupos favoritos, eso te hace crecer como músico, conocer a tus compañeros e ir adquiriendo tablas. En nuestro caso, originalmente eramos un trío formado por Manzi, Raúl y Nacho, con la particularidad de que la plaza de bajo estaba siempre vacante. El punto de inflexión fue la incorporación de Arturo como bajista, no sabíamos qué música queríamos hacer, pero sí, que no queríamos hacer versiones,. Por fin éramos cuatro. Por fin teníamos bajista.

El periodo que comenzó ahí, fue el que nos lleva hasta hoy y a ser la banda que somos; el proceso compositivo, el descubrir facetas de tus compañeros que no imaginabas, la satisfacción de crear, desnudarte musicalmente. Somos cuatro. Somos Raw Colors.

Antes de la publicación de vuestro primer largo publicasteis un EP en 2016 compuesto por tres temas, que también están incluidos en “Traces”, como avance del nuevo disco ¿Una forma de tantear al público y posibles seguidores?
Nuestro entorno más cercano sabía que habíamos entrado a grabar nuestro primer disco. Era muy común encontrarnos a amigos y conocidos que nos preguntaban: “Oye, ¿Cuándo vamos a escuchar algún tema?”. Cuando tuvimos mezclados y masterizados tres temas que creímos definirían bien lo que somos como banda y nuestro carácter, optamos por publicarlo. Y parece ser que a la gente le gustó.

A principios de febrero se publicó vuestro primer LP en el que vosotros mismos os habéis encargado de la grabación, mezcla y diseño del material gráfico ¿Cómo habéis llevado todo el proceso? ¿Con qué ventajas e inconvenientes os habéis encontrado?
La verdad es que es un proceso ilusionante. Nosotros empezamos con un proyecto casi imposible, transformar un local de ensayo en un modesto estudio de grabación; teníamos claro que no sería fácil, pero ¿merecería la pena?, ahora sabemos que sí. Una vez que tienes todo montado, grabas, te tomas el tiempo necesario, comienzas la mezcla al mismo tiempo que vas eligiendo diseños, fotos, consultando precios, informándote de las modalidades para la difusión del disco… Podría decirse que tener el control total en todo el proceso es la ventaja sin olvidar todo lo que aprendes en ese camino. La cara B, todo esto lo haces en tus ratos libres, intentas arañar minutos al día para poder dedicárselo a esta tarea y no dedicas todo lo que quisieras, esto conlleva que los plazos se vayan dilatando, pero merece la pena.

Escuchando “Traces” se perciben influencias del rock alternativo de los 90 ¿Qué bandas son las que tienen una influencia más directa en vuestra música?
La mayoría de los que formamos la banda cogimos nuestro primer instrumento para tratar de emular a muchas de nuestras bandas favoritas y coincidió, en mayor o menor medida, con la explosión musical que se produjo en los años 90 (Pearl Jam, Stone Temple Pilots, Alice in Chains, Nirvana, Deftones, QOTSA). Sin embargo, nuestras influencias también beben de grupos más clásicos de los 60 y los 70 (Jimi Hendrix, AC/DC, Led Zeppelin, Black Sabbath). Siempre preferimos diferenciar entre “las bandas a las que recuerda nuestra música” y las “bandas que nos han influido”. Solemos hablar de que el resultado de nuestro sonido es el de un equilibrio inestable entre los gustos de cada uno que van desde el Metal al Rock más clásico, pasando por el Rock de los 90 y llegando hasta el Stoner.

En “Traces” se habla de marcas , vivencias y experiencias ¿Cuánto hay de biográfico es este trabajo?
Cuando hablábamos de qué nombre poner al disco, hicimos un ejercicio de poner en perspectiva nuestras vidas y a nosotros como banda. Eso nos sirvió para darnos cuenta de que muchas de las vivencias que habíamos tenido habían repercutido en mayor o menor medida en el carácter de nuestra música y de la banda, algo que en las letras también se percibe. La mayoría están bañadas de experiencias propias, de esos puntos de vista más complejos que el haber pasado la treintena te va dando.

Ya que estamos con los temas de “Traces”, habladnos brevemente de cada uno de ellos:
Siempre que nos preguntan sobre el significado de una tema tienes ese primer impulso de explicarlo con pelos y señales pero eso rompe la magia de la interpretación que cada persona puede hacer de tu música, y que, en ocasiones, cuando alguien te cuenta, se convierte en un ejercicio curioso y muy reconfortante, así pues, intentaremos no hablar mucho para no perder esa magia.

  • Black Box: Es una especie de sátira, abres la caja negra en busca de respuestas y te encuentras con nuestra interpretación de un par de realidades cotidianas.
  • Steam: Habla de un problema social de nuestro país, intentamos hacer una analogía con lo que le podría pasar a un supuesto “Mesías” en esta España nuestra del siglo XXI.
  • Behind My Fence: Este tema está dedicado a una “amiga” crónica de cuyo nombre no quiero acordarme…
  • Near Life Experience: Creemos que existen temas de los que no se puede hablar abiertamente por un estigma religioso, cultural, histórico… Éste que abordamos afecta a personas que exigen una solución digna, intentamos plasmar de manera sutil lo que puede sentir una de esas personas.
  • Lulladvice: Es una nana Rockera para Lara.
  • Stripes and White Flowers: Muestra cómo unos encorbatados juegan al Risk con jóvenes engañados de todo el mundo. No a la guerra.
  • More or Less: Raw Colors nos manifestamos contra la violencia machista, esta canción describe cómo una mujer maltratada envenena a su pareja con pequeñas dosis, “day by day, take by take…” no sería legal, pero, ¿sería justo?.
  • The Privileged Side: En este tema intentamos ponernos en la piel de las miles de personas que huyendo de un conflicto que les destroza su vida, y tras sobrevivir a la huída, se topan con el peor muro, esperamos que sea derribado.
  • Second Lady: Trata sobre ser “la otra persona” de una relación, ser siempre el segundo plato esperando pasar a la cabeza del menú.
  • Spotted beak: La escabrosa vida de Norma Jeane Baker siempre nos ha fascinado. En una ocasión vimos un documental centrado en el que seguramente fue su único amigo, alguien que la recogía al caer, y que jamás se aprovechó de ella, inspirador.
  • Broken Stone: Es el adiós a un amigo que se nos fue sin avisar mientras componíamos el disco, un homenaje que nos despide de él y que cierra el álbum de manera emotiva y sincera.

Como decía anteriormente, todo el trabajo de grabación y diseño de “Traces” es obra vuestra ¿Qué opináis del “Do It Yourself? ¿Pensáis que es la mejor forma de que bandas emergentes puedan mostrar su trabajo?
Indudablemente, es una muy buena manera. La música y todo lo que hay alrededor de ella, han cambiado radicalmente en los últimos años. “Do it yourself” podría ser interpretado como una adaptación al medio para la supervivencia, no sabes si eliges el método o él te elige a ti. Si nadie apuesta por artistas nuevos, te tienes que buscar la vida. La revolución digital ha hecho que los procesos ligados a un disco (grabación, edición, promoción, publicidad, etc.) se abaraten hasta hacerlos “asequibles” a todos los bolsillos. Internet es una ventana al mundo a la que te asomas para ver qué pasa pero también intentas hacer que otros se asomen para ver qué haces tú. La red rezuma talento, “Do it yourself” es un mecanismo para intentar seguir adelante, aún siendo un proceso muy enriquecedor, si alguien nos llamara y nos dijera que nos lleva a grabar con Albini, no creo que colgáramos.

¿Qué opinión tenéis sobre la forma de promoción de la música a través de redes sociales? ¿Qué ventajas e inconvenientes le encontráis?
Las redes sociales son para nosotros una herramienta básica y muy útil para darnos a conocer. Sin ellas no podríamos llegar a tanta gente o a lugares muy alejados de nuestra zona. La cara negativa que tiene para nosotros es que a veces en las redes sociales prima la imagen, la primera impresión y la cultura de la inmediatez. Puedes compartir un tema nuevo en Facebook, y no dejará de ser, para muchos, una notificación más en un muro más de una de las diversas bandas de música a las que siguen. Si llegas a conseguir que alguien escuche el primer minuto de tu tema date por servido. Pero siempre hay que ver la cara positiva, si no fuera por ello esa persona no nos habría conocido nunca.

¿Cómo se os presenta el año en cuanto a conciertos y festivales?
Poco a poco vamos arrancando. Ya hemos empezado a dar conciertos y hemos salido de nuestra “zona de confort” visitando alguna que otra ciudad lejos de nuestra zona. En breve anunciaremos nuevos conciertos y la presentación oficial de nuestro disco en León. ¡Sigan a la escucha!

Siempre finalizamos nuestras entrevistas con el “cuestionario de raro propósito”:

  •  Si existiera la máquina del tiempo a qué época os gustaría viajar
    Buff, qué pregunta más complicada. Tendríamos que hacer un buen viaje organizado y pillarnos unas largas vacaciones. Nos acercaríamos a la época del nacimiento de las grandes bandas como Zeppelin, Purple, los primeros conciertos de Hendrix. Haríamos paradas en Seattle, en los 90, para recorrer alguna que otra sala y decir que estuvimos allí. Incluso nos traeríamos algo de arena en los bolsillos del Desierto de Palm Desert después de haber asistido al nacimiento del Stoner.
  •  ¿Cuál es vuestro superhéroe favorito?
    Sin lugar a duda, Batman. Sus “poderes” nacen de la superación de sus miedos. Todo un ejemplo.
  •  Cuál ha sido el último disco que habéis comprado
    Arturo: me he hecho con un disco un poco alejado de nuestro estilo, una banda portuguesa de Soul, “Marta Ren & The GrooveVelvets : Stop, look, listen”.
    Nacho: “Muerdesombra” de una de las grandes bandas de este país: “Havalina”.
    Raúl: el directo que han sacado “The Dead Daisies” que se llama “Live & Louder”.
    Manzi: un disco de una banda que nos gusta mucho a todos los del grupo “Bones”, de “The Delta Saints”.
  • Un concierto inolvidable al que hayáis asistido
    Fue en el 2004, Soziedad Alkoholika estaba sufriendo una campaña de acoso y derribo constante. Aquel año tocaron en Zotes del Páramo, un pequeño pueblo cercano al nuestro. Recordamos las presiones que sufrieron los organizadores, los controles policiales por todas partes y un clima raro entorno al concierto. Subieron al escenario y toda esa energía se transformó en lo que tenía que ser, saltos, gritos y diversión. Cuando todo acabó, la fotografía era de un campo guerra, ahí había habido una batalla y el arte y la unión de todo un pequeño pueblo habían ganado.
  • El esfuerzo habrá valido la pena si…
    Si sacamos un segundo disco o si al llegar a un garito donde nadie nos conoce, suena un tema nuestro (y ya si la gente la cantara…).

Como siempre agradecerles el tiempo dedicado y desearles que sigan sumando conciertos, nuevos discos y garitos en los que el público se sepa, al menos, alguna de sus canciones.

 

#SomosColectivo

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s